Un domingo en la nieve

Posted on Actualizado enn

Después de dos días de lluvias, por fin vemos el sol. Un día espléndido, con un cielo azul intenso y las montañas del Atlas llenas de nieve al fondo.

image

Así que como es domingo decidimos unos amigos ir a ver la nieve. A una hora y media de Marrakech nos encontramos a casi 3000 metros de altura y con la estación de esquí de Marrakech. El Oukaimeden luce con todo su esplendor.

image

Las pistas llenas de nieve aunque solo funciona un remontador. El espectáculo que tienes alrededor no deja indiferente. Para casi todos, es la primera vez que ven la nieve y eso genera mucha alegría y nervios. Una nube de vendedores te sigue por todas partes, intentan venderte artesanía, que alquiles un trineo, que subas en burro a la pista, que alquiles unos esquíes y unas botas…no puedes respirar. Yo solo quiero paz !!! No es el lugar para eso. Si finalmente consigues que te ignoren y te dejen libre, te conviertes en el espectador de una película fascinante. A tu alrededor, suceden pequeñas historias que te hacen sonreír. Los trineos tuneados de una forma sensacional, son cochecitos de plástico con una placas de madera o plástico para deslizarse. Los burros que transportan montaña arriba a los que quieren descender con los trineos o con los esquíes.

image

Tiendas open-air para alquilar o comprar el equipo.

image

Clases particulares de esquí.

image

Caídas por todas partes, risas…sensacional.

Una escapada dominical a la nieve.

7 comentarios sobre “Un domingo en la nieve

    Bertika escribió:
    30 marzo, 2014 en 20:05

    Anabel… Como nos hemos reído con este post… puedo imaginarme perfectamente el dantesco espectáculo que describes… pero la foto del “alquiler de esquí” me ha hecho saltar las lágrimas de la risa… Genial!
    Me gustaría ver este ambiente que describes, me da mucha curiosidad a mi que soy esquiadora desde muy niña… Que divertido debe ser.
    Un abrazo,

    Hayat escribió:
    30 marzo, 2014 en 20:59

    Genial como siempre. Pero lo que mas me ha gustado es la clase particular de esquí… Vamos que ni en Baqueira…

    Lux Lisbon escribió:
    31 marzo, 2014 en 9:36

    jajajaja muy bueno

    Fui justo hace un año y como coincidía con una fiesta todos los marrakchíes estaban allí, vendedores y “domingueros”….hicimos cola con el coche para llegar, luego a pie de pista vendían incluso jabon y perfumes, cualquier cosa….pero me quedo con lo que has dicho: para muchos es la primera vez que ven la nieve, y sus caras, como se ríen y disfrutan, como juegan y chillan, no tiene precio!

    Anna escribió:
    31 marzo, 2014 en 15:46

    Pero que envidia ( sana) que sitios mas bonitos disfrutas,me alegro, que enseñes sitios que no se conocen.Gracias.

    bvizran escribió:
    1 abril, 2014 en 20:46

    Me parto….el relato de los vendedores me ha hecho recordar el momento del coche, pulseras rodando, ventanas subiendo y bajando, ese vendedor con el brazo pillado y la conductota…fuera de si! mientras su copiloto se relaja contemplando la vida del Atlas!jajajajajajajajaja…
    Eres única!!!!

      Anabel escribió:
      3 abril, 2014 en 8:14

      jajajjajaj, la verdad es que ese día te hubiese matado. Pero lo que nos hemos reído con esa anécdota. Tu sí que eres única…BESOS !!!

    Anabel escribió:
    3 abril, 2014 en 8:16

    Os aseguro que me arrepiento de no haber hecho fotos de los trineos. Les he pedido a mis amigos si ellos tenían esas fotos pero no. Eran geniales…lo más surrealista que he visto en mi vida. Si Almodóvar hubiese nacido en Marruecos, sus películas serían aún mejores.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s