agua

El agua, a debate en Marrakech

Posted on Actualizado enn

Marrakech acoge el I Foro Mediterráneo del Agua, que se celebra durante los días 19 y 20 de diciembre en la ciudad ocre.

Entre los participantes figuran el presidente del Consejo Mundial del Agua, Loïc Fauchon; la presidenta del Instituto Mediterráneo del Agua, Milagros Couchoud; el director general de la Fundación Instituto Euromediterráneo del Agua, Francisco Cabezas; el presidente de la Red Mediterránea de Organismos de Cuenca, Antonio Guerreiro de Brito y el presidente de la comunidad murciana y vicepresidente primero del Comité de las Regiones de la UE, Ramón Luis Valcárcel.

Asimismo, intervendrán el secretario general de Medio Ambiente y Agua de la Unión por el Mediterráneo, Rafiq Husseini; el comisionado francés para el VI Foro Mundial del Agua, André Flajolet; el director de la Agencia Francesa para el Desarrollo, Rémi Genevey y el secretario de Estado de Agua y Medio Ambiente del Reino de Marruecos, Abdelkbir Zahoud.

En las sesiones del Foro también tomarán parte autoridades y representantes de diversas instituciones europeas, así como de Marruecos, Jordania, Túnez y Palestina, que estarán acompañados por expertos en cooperación y ayuda al desarrollo, en agua o medio ambiente procedentes de los países mediterráneos de Europa.

Este primer Foro Mediterráneo del Agua es un punto de encuentro entre todos los actores y partes implicadas en la gestión de este vital recurso natural en la cuenca mediterránea, cuyos problemas de escasez requieren soluciones regionales específicas.

Precisamente, la comunidad autónoma de Murcia acogió el pasado mes de abril el Seminario de Lanzamiento del Primer Foro Mediterráneo del Agua, en el que participaron medio centenar de expertos internacionales y autoridades locales de las regiones europeas y de la cuenca Mediterránea y en el que se trabajó sobre las materias a tratar en Marrakech.

Así, durante estas jornadas se abordarán los principales desafíos ligados a la problemática del agua en las regiones del Mediterráneo, que, por causa de sus condicionantes geográficos, climáticos y geopolíticos han estado íntimamente vinculados a su desarrollo económico y social, a lo largo de la Historia.

El vicepresidente primero del Comité de las Regiones de la UE, Ramón Luis Valcárcel, afirmó que en todas estas regiones y territorios «tenemos retos comunes que requieren soluciones comunes, y que debemos tratar a través de estos foros para preparar lo que será la Cumbre Mundial del Agua de Marsella, en donde se marcarán los desafíos globales y las prioridades sobre la gestión del agua como un recurso escaso en unos territorios frente a la abundancia en otros«.

 

Tanjia Marrakchí, una receta masculina

Posted on Actualizado enn

La Tanjia es el plato emblemático de Marrakech. Seria a Marrakech, lo que la bullabesa es para Marsella,  el fricandó para Barcelona o el cocido madrileño para Madrid. La receta es muy simple, pero os debo decir, que es un plato cocinado exclusivamente por los hombres. La cocción es todo un poema. Es necesario llevar la jarra de terracota al “farnatchi”, el horno de leña que calienta los Hammams tradicionales, que se encuentran en cada barrio de la Medina. Debe cocer durante horas y horas debajo de las cenizas calientes y nunca en contacto directo con el fuego…es verdad que puede usarse, perdiendo la parte poética (y también un poco de sabor), la olla a presión o el horno eléctrico, ahorrando tiempo de cocción.

Erase una vez en Marrakech, hace mucho tiempo, un hombre y una mujer que pasaban el tiempo gritándose e insultándose. Un día, en el curso de una discusión, la mujer le gritó a su marido: “tu gritas, gritas, pero nunca podrías estar sin mí. Si yo no estuviese siempre aquí, no serias capaz ni de prepararte un plato de comida”. El marido afectado con este ataque insidioso, se prometió a si mismo encontrar una solución. El verdadero problema era que realmente de cocina no sabía nada, pero no se dejó desanimar (el honor de todos los hombres del Reino estaba en juego ). En ese momento,  cogió todos los ingredientes que encontró en la cocina, los mezcló todos en una jarra y se dirigió al horno del Hammam ( porque obviamente no se veía capaz de usar el horno tradicional – el canoun). Así nació la Tanjia y desde ese día, solo los hombres de Marrakech preparan este plato extraordinario, para demostrar a sus mujeres que pueden estar sin ellas ( una leyenda que aquí se explica continuamente ).

Muchos Marrakchís añaden nuez moscada a los ingredientes tradicionales. La nuez moscada tiene un efecto alucinógeno si se usa en fuertes dosis, así que no os explico lo que sucede después de las comidas ! una especie de “space Tanjia” por llamarle de una forma fashion. Es verdad que los Marrakchís se sienten muy ligados a la Tanjia, aunque no sea un plato de fiesta, si no más bien es un plato de amistad. Los artesanos, los compañeros del despacho o los estudiantes, la preparan habitualmente cuando comen juntos…preferentemente para comer al aire libre, a la sombra de un naranjo o en cualquier jardín de la ciudad. Es un momento de amistad íntima, de confidencias, seguramente “machistas”, que podríamos comparar a nuestro aperitivo después del trabajo o a la cena íntima cuando se está en plan confesiones.

Si…exacto, es un plato que se parecería a la ciudad y a sus habitantes: elaborada y ligera, especiada y dulce, rústica y refinada. Como Marrakech…. es un plato que necesita su tiempo y nada recomendada para personas con prisas.

Ingredientes: Carne de cabrito o cordero , 4 dientes de ajo, 1 cucharada de comino, 5 pistilos de Azafrán, 1 limón confitado, Ras-el Hanout ( un mix de 20 especies que encontrareis en cualquier negocio de alimentación étnico-1 cucharada sopera colmada), aceite de oliva ( 1 taza de café ), 100 gramos de manteca ( si es posible, rancia ), y agua ( 2 vasos ).

Preparación: lo primero será ( preferiblemente la noche anterior ), poner a marinar la carne ( algunas horas) con la sal, el comino, el azafrán y el Ras el-hanout y un poco de agua. Se añaden los 4 dientes de ajo, un vaso de aceite de oliva, el limón confitado a trocitos y un poco de manteca rancia ( aunque también sirve la mantequilla normal ). Introducir los ingredientes en la jarra, cubrir con agua y cerrar con papel especial. Agujerear el papel con la punta de un cuchillo y fijarla con alambre. Cocer, preferiblemente debajo de las cenizas durante 4/6 horas ( dependiendo de la cantidad de carne ). Si queréis prepárala al horno, introducir la jarra en el horno ya pre-calentado a 220º durante 3 horas. La preparación es fácil, como podéis constatar.

Nada que un hombre no sea capaz de preparar !!!!! Buen apetito !!!!