Lleida

Prohibición del Burka en Lleida, hoy entra en vigor

Posted on

Satisfacción en el ayuntamiento y aparente indiferencia entre la comunidad musulmana. Con estas posturas recibe Lleida la entrada en vigor hoy de la prohibición del velo integral en los edificios municipales de la ciudad, tras medio año de trámites. Las infractoras afrontan sanciones de hasta 600 euros.

«Me siento orgulloso de que sea Lleida la primera ciudad de España que claramente regula un elemento discriminatorio hacia la mujer». El alcalde de la ciudad, el socialista Àngel Ros, presume así de la decisión de vetar el burka y el niqab. «Para mí es un tema de igualdad entre hombres y mujeres, de no discriminación», dice al hablar de una norma que en ocasiones ha defendido con argumentos de seguridad.

Entre los musulmanes de la calle del Nord, la que concentra más islámicos de la ciudad, la prohibición tiene críticos, que ven en el veto un enfrentamiento con el ayuntamiento, pero también voces conformistas en un momento en el que el colectivo tiene otra gran preocupación, la falta de mezquita. El templo de esta calle está cerrado por exceso de aforo desde septiembre y el Imán, Abdelwahab Houzi, que dice seguir tramitando el proyecto de mezquita en un polígono, evitó ayer opinar sobre el burka remitiendo a su portavoz, Rachid, que zanjó la conversación con un tajante: «No quiero hablar».

Abdelaziz Bouteflika, argelino de 40 años, le molesta el veto. «El ayuntamiento no es Dios -dijo-. Podría dedicarse más a perseguir a las prostitutas que van por la calle también cuando hay niños». Y contó que la mujer de un amigo afgano del barrio, que va «tapada», no quiere venir a Lleida por la prohibición.

A su lado, Abdul Azyzy, trabajador de la carnicería Conyza 2000, no cuestionó el veto, del que dijo que no ha creado polémica entre el ayuntamiento y los musulmanes. «El cierre de la mezquita sí provoca enfrentamiento; la prohibición del burka no porque pocas mujeres llevan».

Para el alcalde el hecho de que no se vean demasiadas mujeres con velo islámico «dice mucho de la comunidad», en la que ha visto una «actuación francamente positiva». Ros considera significativo que el recurso en el Tribunal Superior de Justicia de Catalunya (TSJC) contra la prohibición del burka haya sido presentado por una entidad «de una o dos personas», en referencia a Watani.

El intento de Watani de que el TSJC suspendiera cautelarmente la modificación de la ordenanza aprobada definitivamente en octubre, en la que el ayuntamiento, además del velo islámico, prohíbe cualquier prenda que tape la cabeza, no ha prosperado.

 

Anuncios

Rezar, se puede hacer en casa

Posted on Actualizado enn

El alcalde de Lleida, el socialista Àngel Ros, ha dicho hoy, en relación con el cierre de una mezquita de la calle del Nord por exceso de aforo, que “no es obligación del ayuntamiento proveer templos de culto” y que rezar se puede hacer en casa, tal y como hace él. Ros ha explicado que el consistorio decidió ayer cerrar cautelarmente una de las dos mezquitas de la ciudad, la de la calle del Nord, tras comprobar que excedía el aforo de forma continuada.

El reglamento de la ley de centros de culto, aprobado por la Generalitat el martes pasado, da un plazo de cinco años a todos los templos y locales religiosos para adecuarse a las condiciones básicas de seguridad (extintores, salidas de evacuación, solidez estructural…). 

En concreto, este centro tiene capacidad máxima para 240 personas, pese a que, según el alcalde, había llegado a congregar a 1.200 fieles.Por razones obvias de seguridad se ha procedido a su cierre cautelar”.

La comunidad islámica tiene un plazo de quince días para hacer alegaciones y llegar a compromisos de respeto de este aforo. En caso de que subsane estos temas podrá volver a abrir”, ha señalado Ros en declaraciones a los periodistas.

El alcalde ha reconocido que la decisión de cerrar la mezquita, la más concurrida de la ciudad, ha provocado una “cierta confusiónentre los musulmanes, muchos de los cuales han optado por acudir a rezar al pabellón de los Campos Elíseos que el ayuntamiento cedió para los rezos de los viernes, que es cuando hay una mayor afluencia de practicantes.

Ros ha indicado que el consistorio será “tolerante” y permitirá que los musulmanes recen hoy en el pabellón, aunque a partir de la semana que viene sólo podrán hacerlo en este espacio los viernes, tal y como está establecido. “Yo rezo en casa cuando quiero también. No es obligación del ayuntamiento proveer templos de culto“, ha subrayado. 

El alcalde ha reiterado que lo que tienen que hacer los musulmanes si quieren rezar en colectividad en una mezquita es “cumplir las condiciones y la normativa legal” y ha remarcado que deberían estar “agradecidos” por el hecho de que desde el consistorio se vele por su seguridad. “Como alcalde he de responder de la seguridad de los ciudadanos y por tanto hemos aplicado la ley“, ha apostillado. Ros ha recordado, antes de dar por zanjado este tema, que la otra mezquita que hay en la ciudad de Lleida “funciona perfectamente y sin haber dado nunca ni un sólo problema”.

 Fuente: La Vanguardia

Riesgos laborales y Ramadan

Posted on

Un sindicato agrario de Lleida será el primero en hacer firmar un contrato a los temporeros musulmanes en el que exime al empresario de cualquier afectación en la salud derivada de la práctica del Ramadán en condiciones extremas de calor, como puede ocurrir este verano, ya que el ayuno empezará el 11 de agosto. El portavoz de AEALL-ASAJA, Pere Roqué, justifica la medida porque “queremos prevenir antes que curar”, en referencia a los riesgos que supone para la salud no comer ni beber nada durante todo el día mientras se trabaja en pleno agosto en la recogida de la fruta.

Este verano no es el primero en el que el Ramadán coincide con la campaña de la fruta, aunque nunca antes había sido en agosto sino en periodos en los que el calor no es tan acentuado, como por ejemplo el año pasado, cuando fue en septiembre. Precisamente entonces “dos o tres” trabajadores ya sufrieron bajadas de tensión.

Esta circunstancia, sumada a la fuerte crisis de precios del sector y a la incertidumbre que ha provocado este año el retraso en el inicio de la campaña por culpa del frío, que puede perjudicar la comercialización de la fruta, ha hecho decidir al sindicato. “No podemos correr más riesgos”, asegura Roqué, quien afirma que lo único que supone su medida es cumplir la ley de riesgos laborales. “La normativa tiene un punto específico sobre golpes de calor en el que aconseja beber al menos medio litro de líquido diario“, recuerda.

AEALL-ASAJA es el tercer sindicato en representatividad de Lleida, aunque ya ha hablado con los mayoritarios, Unió de Pagesos, y el segundo, JARC, para hablar de la medida. “Aquí somos Europa“, ha asegurado Roqué, “y las normas están para cumplirlas“. Según el portavoz sindical, la situación de los agricultores ya es lo bastante precaria “como para tener que hacer frente a accidentes laborales” como estos.

El contrato no será la única medida para prevenir las consecuencias negativas del ayuno, sino que antes de empezar la recogida el sindicato ofrecerá charlas a los temporeros para explicarles la importancia de hidratarse correctamente mientras trabajan.

Lleida prohibe el Burka y el Niqab

Posted on Actualizado enn

El pleno del Ayuntamiento de Lleida aprobará a través de una moción, este viernes, la prohibición de entrar en cualquier equipamiento público municipal con burka o niqab.

El alcalde de Lleida, el socialista Ángel Ros, ha explicado hoy que “los ayuntamientos pueden regular los criterios para entrar y permanecer en los equipamientos públicos” y ha añadido que la medida regularía el uso del burka en “pabellones, centros cívicos, educativos o culturales”.

Según Ros, “los valores como la igualdad de género y el respeto a la mujer son irrenunciables”. Sobre la prohibición de llevar burka en la misma calle, el alcalde de Lleida ha remarcado que son “el Estado y la Generalitat los que deben abrir un debate y desarrollar una norma en este sentido”.

Por su parte, la comunidad islámica de Lleida, que representa a los musulmanes de 16 mezquitas de Ponent i Alt Pirineu y Aran, ha anunciado que si se lleva adelante la prohibición del burka en espacios municipales, presentarán un recurso de inconstitucionalidad en el Tribunal Constitucional (TC). Así lo ha asegurado a la ACN el portavoz de esta comunidad, Abdul Karim, quien ha calificado la medida como “partidista” y se ha mostrado convencido de que impulsará el rechazo ciudadano a los ciudadanos musulmanes.

Para Karim, la prohibición es “inconstitucional” porque “limita la libertad que prevé la Constitución“.

El uso del Burka en Cataluña, inicio del debate

Posted on Actualizado enn

El Ayuntamiento de Lleida ha abierto el camino para defender los derechos de las mujeres que esconden su rostro bajo un burka. El alcalde, Àngel Ros, ha encargado un estudio a los servicios jurídicos para valorar si se puede prohibir, a golpe de ordenanza municipal, esta vestimenta en los espacios públicos y calles de la ciudad. Es la primera propuesta planteada por el equipo de gobierno de un consistorio catalán en la lucha por los derechos de esas mujeres víctimas de creencias y culturas extremas.

La diferencia entre las posturas de Hereu (alcalde de Barcelona ) y Ros radica en que, mientras el discurso del primero no pasa de anunciar la petición del informe, el segundo anuncia que si la respuesta de los expertos es positiva llevará el debate a la sala de plenos.  Josep Félix, alcalde de Tarragona, revela que en su Consistorio no tienen problemas con el burka y, por lo tanto, ni tan siquiera se han planteado la posibilidad de regular el tema vía ordenanza. Félix se confiesa más partidario de la pedagogía que de la norma. En otros consistorios con una alta tasa de inmigración, como es el caso de Vic, tampoco se han planteado este debate, aunque su alcalde, Josep Maria Vila, vería factible la vía de la ordenanza. Esta herramienta, ensayada ya para combatir la prostitución en la calle, los actos incívicos o el botellón es la única arma que tienen los ayuntamientos para fijar normas propias sin necesidad de una ley de ámbito estatal.

En el discurso de todos los alcaldes coincide la prudencia a la hora de abordar el asunto. El temor a las malas interpretaciones hace que todos recalquen su esfuerzo en políticas de integración. Cada ciudad es un mundo y, en el caso de Lleida, el paso dado por Àngel Ros hay que entenderlo, además de por la defensa de los derechos de la mujer, por la realidad vivida en sus calles. En esta ciudad sí son visibles mujeres con burka y niqab. Están en la zona de Cappont, junto a la avenida del Segre y en Prat de la Riba. Son puntos señalados por vecinos que dicen haberse sorprendido por la presencia de mujeres que transitan por los espacios públicos con el rostro escondido bajo velos integrales de negro.

Àngel Ros va incluso más lejos al anunciar, si la regulación no fuese posible vía ordenanza, quiere pedir a los parlamentos catalán y español una ley para prohibir el uso de esa prenda en las calles. Y recalca que en esta regulación lo de las sanciones sería mera anécdota, ya que lo que se busca es defender los derechos de esa mujer…. ahora, invisible.

EL DEBATE EN EUROPA

Francia – Una ley con fisuras
Nicolas Sarkozy ha jugado al todo o nada con la regulación del burka al aprobar una ley para todo el país contra el uso del velo integral en el espacio público. Francia va a seguir adelante con la propuesta a pesar del varapalo del Consejo de Estado, que acaba de dictar un dictamen –no vinculante– en el que se afirma que la prohibición carece de “un fundamento jurídico incontestable”. La medida puede ser rechazada, por lo tanto, por el Constitucional o el Tribunal Europeo.

Bélgica – Pioneros en la prohibición
Bélgica se convirtió, hace menos de un mes, en el primer país europeo en considerar ilegal el uso del burka en la vía pública. La votación parlamentaria estuvo rodeada de protestas de grupos de derechos humanos y líderes religiosos. Francia fue, después, el primer país en tomar nota de la iniciativa belga. La ley aprobada en este país podría tardar, sin embargo, tiempo en aplicarse ya que, al poco de ver la luz, cayó el Gobierno que la había promovido.

Holanda – Un intento fallido
Holanda fue el primer país de Europa en aprobar una propuesta, en el 2006, para prohibir el burka en espacios públicos. La instigadora fue Rita Verdonk, del partido conservador VVD. La medida, sin embargo, no prosperó por trabas jurídicas y en la actualidad ese país sólo prohíbe el burka en los colegios de enseñanza primaria, donde sí se permiten los velos, al contrario de lo que ocurre en otros países como Francia, según dicta una ley de aplicación para todo el país.

 Fuente; LA VANGUARDIA